.

.
Zapatos, un escritorio con libros, revistas, flores, un ordenador, velas, mis cosas...¿ que mas quiero?

.

.

viernes, 14 de octubre de 2011

UN LIBRO, UNA JOYA


Desde que recuerdo he tenido una gran pasión por la lectura, incluso de muy jovencita soñaba con escribir y a medida que crecia,  mi pasión por la lectura caminaba de la mano por mi pasión por los libros como puros objetos decorativos o de entretenimiento. Tengo mi casa llena de los que se denominan, "coffee table books" todos esos tomos que generalmente se colocan en las mesas de centro de un salón, o encima de una cómoda y que junto a las velas o a un jarrón con flores o vacio, ¿ por qué no ?, decoran; generalmente son libros de grandes proporciones, y que reflejan el tema del que son protagonistas a través de preciosas imágenes, y así me encuentro muchas veces inmersa en cada una de sus páginas, mientras me tomo un tea y mucho chocolate, contamplando lo que el libro escogido me ofrece y me enseña. Darse una vuelta por una libreria en la que puedas buscar y comprar o simplemente mirar es para mi, un gran placer, lo comparo al de cuando se te hace la boca agua delante de algún exquisito manjar o a cuando me brillan tanto los ojos delante del escaparate de alguna zapateria de las que a mi me gustan. Los zapatos ... como sabeis, ¡¡ mi debilidad !! 
En tiendas como ASSOULINE en París, en Saint Germain, al lado de les deux magotRIZZOLI en New York, prefiblemente la que está  "downtown",  la libreria de la tienda de ARMANI, pegada a su cafetería en Milán, cuantas veces he quedado en esa esquina, libros y café o copa, compartiendo mis adquisiciones,  KOWASA, ese pequeño y maravilloso espacio de otra época en la c/ Mallorca en Barcelona, las librerias de TASCHEN en las principales ciudades europeas, Amsterdam, Berlin, entre otras y las que están "overseas" , templos de la estética, paraisos de libros de fotografia, de arte, de pintura, de moda, de zapatos, de joyas, de arquitectura, de interiorismo, de cocina, de paisajes, de cine, de caballos, de motos, de coches y de un sin fin de curiosidades.
Por no hablar de lo emocionante que es pasar horas y horas atrapada por la historía de una novela que te envuelve y te "engancha", me gusta aprender y saber, soy curiosa y leo muchos ensayos y libros extraños y soy de las que piensan que un libro es el mejor de los regalos, de las que consideran que escoger un libro pensando en alguien, para después regalarselo, va seguido de un ritual siempre,  abrirlo con cuidado en el momento adecuado  y escribir en la primera hoja  unas lineas con sentimiento, sabiendo que esas palabras  perdurán en el tiempo, soy de las que todavía prefieren un libro entre las manos, el olor de sus páginas,  a nuevo o a viejo, el color amarillento de estas que te transportan en el tiempo y en los recuerdos, un libro es para mi equiparable a una joya, un libro es un tesoro, un libro es un gran amigo que mantiene tu cerebro activo, que te ayuda a reflexionar, que te hace compañia y te ayuda a evadirte y a dormirte... y muchas veces cuando estoy cansada y/o en un momento en el que dispongo de poco tiempo, los miro felíz, (están en todas partes en casa, la libreria principal en mi habitación, sí, duermo rodeada de mis amigos) y en voz baja, dirigiendome al que más me interesa en ese momento o al que por ser el más atractivo me haya conquistado por encima de los otros, le digo : "¡ en breve te atrapo !"
Un libro abierto es un cerebro que habla; cerrado un amigo que espera; olvidado, un alma que perdona; destruido, un corazón que llora.
                                                                                        Proverbio hindú

No hay comentarios:

Publicar un comentario